Cómo elegir el mejor servidor VPS

dominio rapido Cómo-elegir-el-mejor-servidor-VPS-300x300Servidores privados con muchas de las ventajas de los servidores dedicados y de los compartidos, en este caso en lo que al precio se refiere. Son seguros, fácilmente escalables, con infinidad de funcionalidades y baratos. Y hay mucho donde elegir. Pero no todos son iguales, ni todas las empresas ofrecen los mismos servicios. Por ello, hay que dedicar tiempo a buscar el servidor VPS en el que se alojará la página.

El mejor consejo es dirigirse siempre a una empresa especializada en hosting web, como es mialojamientoweb.com y solicitar toda la información necesaria hasta estar plenamente convencidos de que ofrecen el alojamiento que realmente se necesita y con las mayores ventajas. ¿Qué ventajas? Vamos a verlo.

Qué debe tener un buen servidor VPS

Antes de decidirse conviene tener muy en cuenta dos aspectos esenciales. El primero de ellos es, no tanto el uso que se va a hacer del servidor en el momento de inicio de la actividad, como el que se prevé en el futuro. Es decir, en los comienzos de una web es lógico que no haya un tráfico elevado, pero la idea es que sí lo haya en el futuro. Y es posible que al inicio no haya mucho contenido audiovisual, pero que con el tiempo sea imprescindible. Es decir, las necesidades del sitio crecerán y el servidor debe crecer con ellas. Por lo tanto, debe dar facilidades para escalar, para ampliar memoria.

El segundo aspecto es el número de aplicaciones que se van a instalar. Cuanto mayor sea, mayor deberá ser también la memoria. Y en este aspecto también se debe pensar con la mirada puesta en el futuro, no en el presente.

Pero aún hay más aspectos que se deben tener muy en cuenta, como la seguridad, muy especialmente si se va a trabajar con datos de los considerados “sensibles”. El servidor, en ese caso, debe dar la posibilidad de aplicar todo tipo de medidas que se consideren oportunas para evitar todo tipo de ataques.

Servicios importantes de un servidor

Las empresas de alojamiento ofrecen toda una serie de servicios añadidos que pueden resultar muy interesantes. Uno de ellos es la posibilidad de que el servidor sea administrado. Si no se tiene tiempo, si faltan conocimientos o, sencillamente, se desea que el servidor siempre funcione a la perfección sin tener que mover un dedo para ello, lo mejor es un servidor administrado.

Por supuesto, conviene también fijarse en el mantenimiento que ofrezca la empresa elegida, en la atención 24 horas o los backups. Y cuestiones como la geolocalización, el tipo de software que se pueda utilizar o los discos son también importantes. Solo teniendo en cuenta estos aspectos se podrá elegir el mejor servidor VPS, ese que se ajusta perfectamente a las necesidades presentes y futuras del sitio web.